17.3 C
Resistencia
domingo, julio 3, 2022

Se presento el nuevo Plan Integral de Movilidad Urbana sostenible para Resistencia

Portada del Día

Noticias Relacionadas

La gestión municipal presentó el Plan Integral de Movilidad Urbana Sostenible (PIMUS), una propuesta que tiene por objetivo actualizar el servicio urbano integrado de transporte público de pasajeros de Resistencia, y cuyas características principales son las de constituir un sistema urbano-regional con espacios integrados y accesibles, y disponer de mayor cobertura y carriles exclusivos. La iniciativa deberá ser tratada en el Concejo Municipal, se realizarán audiencias públicas y para su implementación se realizará la licitación pública correspondiente.

Para esta iniciativa se diseñaron un conjunto de líneas estratégicas que, operando en conjunto, permiten alcanzar el logro de las metas de movilidad sostenible, que consisten en la disminución del tráfico vehicular privado y segregación de la red, contar con una red de bio-sendas seguras y accesibles integradas al espacio público, disponer de una logística, planificación y organización del transporte de cargas y brindar educación vial y ambiental.

Durante la reunión con vecinos, vecinas, diversos protagonistas del sector de transporte y del quehacer cotidiano de la capital chaqueña se planteó la intención de optimizar recorridos, ampliar la cobertura, implementar la intermodalidad consolidando carriles exclusivos, mejorar el equipamiento y la señalización, y garantizar la accesibilidad para personas con movilidad reducida.

El presidente del Concejo Municipal de Resistencia, Agustín Romero, sostuvo que “el transporte público es la segunda línea estratégica en la que hace hincapié esta gestión municipal, y donde se desea optimizar y modernizar el transporte de pasajeros para hacerlo más eficiente y actualizar la cobertura sobre una ciudad que creció”, y agregó que “la idea es pasar de una cobertura del 74% del área urbanizada al 95% con líneas urbanas, aplicando una disminución de giros para ampliar la circulación en calles que son pavimentadas”.

Este proyecto será tratado en “los ámbitos de participación con las comisiones vecinales, la Comisión de Transporte en el ámbito de la Comisión de Obras y Servicios Públicos y también en el Concejo Municipal con un tratamiento de doble lectura y audiencias públicas”, dijo el titular del cuerpo legislativo comunal.

En una misma sintonía, remarcó que “esto es una oportunidad, ya que el transporte público hace varios años que viene con un sistema que la ampliación de la ciudad exige modernizar”, y agregó que la idea es “conservar las 6 líneas de colectivos pero modernizarlas con una conexión barrial-centro incorporando el sistema SUBE y gps”.

“La propuesta incluye para los colectivos menor recorrido de kilómetro lineal pero cuenta con mayor cobertura. Si logramos que este sistema funcione será mucho más rentable atendiendo que solo el 20% de la población utiliza el colectivo”, precisó Romero.

El secretario de Gobierno, Hugo Acevedo, indicó que para articular este proyecto “se tomaron todas los partes, en un marco donde el sistema urbano de pasajeros de Resistencia tiene una licitación que venció y eso hizo que la gestión municipal, entre el Ejecutivo y el Concejo sumado a los pedidos recabados en cada barrio de la ciudad, conformará un plan vinculado a la intervención en el área urbana donde el servicio de transporte tendrá a partir de esta propuesta una cobertura importante”.

 

“Este es un tema fundamental para muchos vecinos y vecinas y por eso se buscó en este llamado a licitación que los ciudadanos y ciudadanos puedan optar por el servicio de transporte público para hacer sus quehaceres cotidianos. Eso va a beneficiar a disminuir la cantidad de vehículos que ingresan por día al centro”, aseguró.

Asimismo, señaló que “esto forma parte de un planificación integral de movilidad sostenible que se viene realizando, y es una de las líneas estratégicas de intervención”, y añadió que “a partir de esto también se busca que la espera de cada vecino y vecina en su parada disminuya, y para ello fue necesario cambiar recorridos, disponer de menos giros para determinados recorridos, que sean más directos y rectos, y lograr de esta manera una cobertura superior, sobre todo en las horas pico”.

El secretario de Planificación, Infraestructura y Ambiente, Guillermo Monzón, explicó que “el objetivo fundamental es lograr que el sistema de transporte público tenga una mayor cobertura y alcance para que cada ciudadano y ciudadana tenga el transporte cada vez más cerca”, y prosiguió pormenorizando que “hay muchos usuarios que tienen que caminar de 15 a 20 cuadras para acceder a una parada de colectivo, lo que viene a consecuencia de que en muchos años que no se discutió adecuadamente”.

“Hay que tener en cuenta que la ciudad creció urbanísticamente en un 30% aproximadamente, aumentó la población, se generaron diferentes tipos comunitarios de uso, por eso, el sistema de transporte público tiene que tener un servicio que ofrezca accesibilidad ante esta demanda”, precisó.

En igual sentido, aseveró que “esto se suma a corredores viales que contarán con 40 kilómetros de pavimento estratégico con desagües e iluminación necesarios, con un criterio urbanístico que da respuesta para integrar a muchos barrios que carecen de transporte público a la trama urbana vial existente”.

El subsecretario de Transporte, Luis Cabrera, manifestó que “Resistencia prácticamente no tiene límites con los municipios aledaños, lo que hace necesaria una planificación y un trabajo conjunto que se adecúe a los desafíos de la sociedad de nuestro tiempo y proyecte la ciudad, y en ese contexto, el transporte tiene un rol trascendental porque es una materia multidimensional que afecta a los quehaceres de esta área metropolitana netamente comercial, que al no disponer de un transporte acorde, se ve afectada negativamente junto con las tareas educativas”.

Sobre los diálogos que se darán sobre este proyecto, comentó que “es necesario construir consensos equilibrados para generar un buen clima de servicios que tenga como prioridad al usuario, y que permita el desarrollo razonable de una actividad comercial”.

El subsecretario de Tránsito y Seguridad Ciudadana, Matías Breard, declaró que “a través de este plan se quiere presentar en la próxima licitación del transporte una versión mejorada de lo que es actualmente el sistema, teniendo en cuenta las opiniones de todos los sectores de la sociedad, desde los vecinos y vecinas hasta el sector empresarial y académico”.

“De la unión de este conjunto de ideas se pudo conformar esta propuesta que será elevada al Concejo Municipal para abordar esta temática y trabajarla con una visión a 15 años”, contó.

 

El Defensor del Pueblo municipal, Gustavo Doldan, mencionó que “la presentación fue bastante interesante y tiene una proyección a futuro que solucionará muchos inconvenientes con respecto a los transporte de pasajeros, donde se reciben muchos reclamos en lo que hace a calidad, frecuencia y recorrido”.

El miembro de la comisión directiva de la Cámara de Empresarios del Transporte Automotor de Chaco (Cetach), Carlos Sartore, comentó que “esta presentación fue buena y se espera que se pueda dar cumplimiento a este proyecto para prestar un mejor servicio”, continuó afirmando que “para tener un buen servicio hay que tener una tarifa acorde a la situación para poder seguir invirtiendo”.

El presidente Cámara de Comercio de Resistencia, Iván Bonzi, subrayó que “es fundamental que exista el PIMUS porque genera más frecuencia de líneas de colectivos, sobre todo para que la gente pueda arribar a la zona comercial de la ciudad desde todos los sectores”.

“Hay que tener una visión a mediano y largo plazo y que sirva a todos, por eso se apoya a que funcione esta planificación porque hay mucho por hacer ya que se cuenta actualmente con un sistema con muchas deficiencias”, consideró.

Por su parte, el presidente de la Fundación Ciudad Limpia, Carlos Alabe, catalogó como “un paso hacia adelante” la iniciativa ya que “se nutrió de diversas opiniones, y así debe ser siempre porque convivimos en un sistema democrático donde todos tengamos la posibilidad de participar para conformar una planificación que tenga como objetivo el beneficio comunitario”.