34.1 C
Resistencia
jueves, octubre 28, 2021

Sabrina Rojas reveló cómo transitaron sus hijos la mudanza de Luciano Castro, tras la separación

Portada del Día

Noticias Relacionadas

“Nos separamos como pareja, no como familia”, anunciaba Sabrina Rojas hace unas semanas, después de confirmar que su relación con Luciano Castro había llegado a su fin. Los actores, que tienen dos hijos en común, se muestran unidos por el bien de los chicos, que gracias a esta actitud están transitando su nueva realidad en armonía.

“Nosotros somos una pareja que hemos renacido de todo”, explicó ella en Los ángeles de la mañana. “Nos separamos varias veces, pero esta es la primera vez que Luciano se muda. Siempre hemos tratado de sostenerlo bajo techo y cuando llegaba el momento de irse no se ha ido. Es la primera vez que se va”, agregó sin descartar la posibilidad de reconciliación. “Yo no sé, a lo mejor nos arreglamos en un mes, en dos años, en cinco o nunca. Si me preguntás hoy, porque mi opinión va cambiando según las semanas, te digo que no, que no creo que volvamos”.

A pesar de la armonía con la que vivieron todo, el momento en que Castro dejó la casa fue muy difícil para todos, en especial para Esperanza, de 7 años, y Fausto, de 6. “Es un tema por los chicos, había que charlarlo y hacerlo de una manera muy prolija y con mucho amor por los niños”, reveló sobre cómo transitaron la separación puertas adentro. “Fue todo muy estratégico, muy pensado. Fuimos los cuatro juntos a conocer la casa nueva de papá”, sumó.

“A los nenes les contamos que mamá y papá se iban a separar, que no íbamos a ser más novios, pero que la familia iba a seguir igual. Que nos íbamos a querer igual, pero que ya no nos amamos como novios, como compañeros. Obviamente al principio fue un shock, llanto y demás”, contó sobre la charla que mantuvieron con los pequeños.

Rojas también aseguró, que a diferencia de lo que muchos creen, su expareja es muy sentimental. “Luciano es re llorón. Lloramos mucho todos, los chicos obviamente, pero Luciano se conmueve, es un tipo sensible”, manifestó sobre el actor.

“Fue muy charlado. Nosotros hacemos terapia, de pareja y solos. Hemos pasado tanto por estos momentos que cada vez lo transitamos más en orden”, explicó argumentando el por qué se llevan tan bien a pesar de que ya no están juntos. “Estábamos tan bien que aprovechamos para decir que era el momento para tomar distancia, después veremos qué puede pasar”.

Gracias a esta armonía, tanto Esperanza como Fausto aceptaron rápidamente la nueva estructura familiar. “Los primeros días de los chicos fueron como densos, sobre todo los tres o cuatro primeros días. Pero nosotros cada vez que nos vemos nos damos un abrazo, yo voy a tomar mate a su casa, el domingo pasado me pasó a buscar y nos fuimos a almorzar juntos a lo de mi suegra, que no quiere que le diga ex suegra, así que eso ayuda”.

Castro y Rojas comenzaron a salir en 2010 y, desde el primer momento, ambos eligieron mantener una relación con bajo perfil. La pareja, que se casó el 2 de diciembre del 2016 en una ceremonia privada, siempre trató de mantener la intimidad al resguardo de los medios.