29 C
Resistencia
jueves, octubre 21, 2021

El INAI aprobó la restitución de momias al Estado Plurinacional de Bolivia

Portada del Día

Noticias Relacionadas

El Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) aprobó la restitución de los restos humanos pertenecientes a las comunidades quechuas y aymaras de Bolivia, que integran las colecciones del Museo de la ciudad de La Plata.

Así lo confirmó a Télam el antropólogo del INAI, Fernando Miguel Pepe, al precisar que “se ha llegado a un acuerdo con las dos comunidades reclamantes y será el Estado Plurinacional de Bolivia quien reciba los restos humanos a restituir”.

“Se trata de una momia de la cultura Tiahuanaco, llamada Nayra por las comunidades, y se le agregó también, a pedido de los representantes del Estado Plurinacional de Bolivia, las otras momias pertenecientes a estos pueblos que la Facultad de Ciencias Naturales y Museo de La Plata, lo que permitirá concluir este capítulo de reclamos tan dolorosos para las comunidades”, sostuvo el especialista en restituciones.

Pepe expresó, con emoción, que “quiero aprovechar esta oportunidad para agradecer al vicecónsul de Bolivia, Rubén Paz Viscarra quien ha trabajado mancomunadamente con nosotros en pos de satisfacer el pedido de nuestras comunidades; y también recordar a nuestro querido amauta (hombre sagrado) Carmelo Sardinas que fue quien nos incentivó, con su lucha por la restitución de estas chulpas sagradas, a conformar un equipo de trabajo que ya lleva 15 años concretando estos sueños de restitución”.

El mes pasado, frente al Museo platense se realizó una ceremonia sagrada a cargo del amauta Wari Rimachi donde además de visibilizar este reclamo se le impuso un nombre propio a una de las momias.
El mes pasado, frente al Museo platense se realizó una ceremonia sagrada a cargo del amauta Wari Rimachi donde además de visibilizar este reclamo se le impuso un nombre propio a una de las momias.

En el 2005 la comunidad Mink´akuy Tawantisuyupag impulsó el reclamo de la restitución de estas momias, y a lo largo de estos años se fueron sumando otras comunidades tanto de Argentina como de Bolivia, lo que sumado a la predisposición de las autoridades del Museo de La Plata ha abierto las puertas a la que será según afirman en esa unidad académica “la restitución más importante de la historia del museo platense”.

El mes pasado, frente al Museo platense se realizó una ceremonia sagrada a cargo del amauta Wari Rimachi donde además de visibilizar este reclamo se le impuso un nombre propio a una de las momias pedidas, para que ese resto humano deje de ser considerado un “objeto de colección”.

Según explicaron las comunidades en esa oportunidad, las mujeres sabias tuvieron una visión que les permitió conocer el nombre que debía llevar esa momia: Nayra (ojo sagrado), por lo que los restos de esa mujer dejó de llevar el nombre que exhibió en las vitrinas del museo hasta el 2006, cuando un cartel advertía que se trataba de una “Momia de la cultura Tiahuanaco”.